jueves, febrero 14, 2008

Efectos de la Gran Depresión

Quizás estoy siendo muy cortoplacista, poniendo esto después de tres derrotas, sin marcar goles, frente a ecuatorianos, venezolanos y peruanos (junto a Bolivia, los peores fútboles del continente). Pero: ¿no está en un momento especialmente malo nuestro fútbol? Nunca me gustó la cosa quejosa sobre el fútbol argentino, pero: ¿quiénes son nuestros mejores jugadores sub-23? ¿Quiénes son las grandes figuras del fútbol argentino? ¿Qué joyas vamos a vender a fines de este año? ¿Paul Valery? ¿Quién más? ¿Matamos a la gallina de los huevos de oro?

Se me ocurre que nuestra Gran Depresión quizás tiene algo que ver. Empezó hace casi diez años (fines del 98). ¿No será que los pibes que hoy tienen 18, 20 o 22, y tenían 8, 10 o 12 entonces (y 13, 15 o 17 cuando la crisis remitía) vieron complicada su formación futbolística, porque faltaba plata para el boleto, el pancho y la coca, o porque no se comía del todo bien, o porque había que laburar, o porque mamá no los podía llevar al club porque tenía que hacer changas? El nivel social de nuestros futbolistas ha subido mucho durante la última generación, pero de todas maneras algún efecto pudo haber habido.

Espero que este campeonato surja un nuevo Agüerito y me tape la boca -- que si no, 2010 es nuestra anteúltima chance (Messi tiene para brillar dos mundiales).

13 comentarios:

Julián dijo...

para mí el problema es que se vende a los jugadores apenas salen, entonces como dijo el gran bocha bochini la primera A de ahora es el Nacional B de antes...baja el nivel general, baja el nivel de los clubes, baja el nivel de las nuevas figuras...sic sic

Peter Wiggins dijo...

Algunos de los mejores sub-23 (aparte de Valeri y medio equipo de Lanús): Messi, Lavezzi, Agüero, los hermanos Higuaín, Gago, Sosas y Piattis, Banega, Maidana, Carrizo y Ustari, Buonanotte, Ruben (y toda la cantera de Central, Vélez, Boca, River, y ya que estamos, Ñuls), etc, etc..
La cuestión no pasa por que una generación de jugadores haya sufrido hambre a fines de los 90, pasa porque con el tipo de cambio actual ganan mejor no solo en Italia y España (incluyendo la B y C deesos países)y otros mercados tradicionales, sino también en Europa del este, Asia, Medio Oriente, USA, Brasil, Ecuador, Paraguay, Chile, Perú, etc., etc..
Así que no se me desanime Rollo, jugadores hay,lo que pasa es que vamos a tener que verlos por ESPn y Foxsports en vez de en Futbol de Primera

Giovanni Albertini dijo...

creo que no es asi... totalmente al reves. Cuando la economia esta mal, hay mas probabilidades de que haya mas y mejores jugadores de futbol.

Como el estudio no tiene una rentabilidad asegurada, es probable que no consigas laburo, entonces te pones a pelotudear y jugas al futbol.

Si la economia esta bien, entonces es al reves.

Y para esta epoca, creo que es coyuntural del momento...

Anónimo dijo...

Ayer vi por unos instantes (no se si era una grabación)a Ricky Sarcani por TV, opinar o dar consejos sobre negocios, estrategia comercial etc. a estudiantes de administración, económia etc., ahora visito este blog y realmente estoy convencido que debe ser algo en el aire, o en el agua.

Andrés el Viejo dijo...

Tomassi: mucho antes de que usted naciera, yo ya oía a mis mayores quejarse de que el fútbol argentino no era el de antes y que esa decadencia imparable terminaría fatalmente con ese deporte.
¿Nunca encontró un viejo, viejo, más que yo, que le contara que Moreno (el de la Máquina) el domingo comía los ravioles con tuco y tomaba tinto en lo de su mamá antes de irse a la cancha y que salía al césped fumando un toscanito Avanti?
Afortunadamente, esa decadencia que parece que nunca tocará fondo no me impidió ver algunos jugadores y algunos partidos realmente buenos.
De todas maneras, coincido con Albertini en la relación entre economía y fútbol. No parece que las crisis de 1914-18 y 1930-32 hayan producido crisis futbolísticas.

Anónimo dijo...

Rollo, usted seguramente conoce que hubo,hay y habrá deportistas, enfermeros, artistas, relojeros, economistas, contadores, abogados etc., etc, que hablan e incluso escriben sobre filosofia, economía, religión; política, poesía, teatro etc. etc. y creo que todos han sido, son y serán escuchados, pero eso si, para hablar de fútbol (no! de soccer no! sino de fútbol) al menos en el Río de la Plata y que la gente lo tome en serio -(en cuatro palabras "que no de lástima")- tiene que tener cierto carisma, pero Usted lamentablemente en las cosas del fútbol me parece que por mas que exprese un cierto conocimiento o sentimiento, no es del palo, Usted puede pensar que con esto trato de agredirlo, pero no es así, solo le expreso que no trato de ofenderlo, pero que no lo veo lo suficiente "reo" para hablar de fútbol,por si le sirve el ejemplo: no se, o mejor dicho no puedo opinar si Melconian es buen o mal economista; pero en mi modesto parecer con solo escucharlo hablar me parece que en cuestiones de futbol debe saber más que Lavagna por ejemplo.
Salute!

Ana C. dijo...

Usted está loco, anónimo de las 6:44. Rollo escribiendo de fútbol es buenísimo. Yo hasta me animaría a decir que es mejor que escribiendo de los tipos de cambio.

Anónimo dijo...

Anita le pido dispensas por el diminutivo, pero sobre mi salud metal nadie mejor que mi psiquiatra, respecto a su estado anímico no abro juicio al respecto pues obviamente no la conozco personalmente pero la leo y la respecto (entre parentesis, el gaucho vikingo ¿cómo anda?), además en mi modesta pero sincera opinión Rollo es un genio en lo suyo,lo cual no quiere decir por eso que le voy a festejar todas las ocurrencias o relaciones que hace, simplemente en el fútbol y en otras artes existen ciertos códigos a los cuales no todos tenemos acceso. Además yo soy uno mas de los que Rollo deja que le escriban, (si el quiere tomarse el trabajo puede muy bien borrar el comentario). Por último estoy convencido que Rollo no va a perder el sueño o entrar en depresión, además le recuerdo ese refrán que dice:"Ladran Sancho, señal que..."
Mis saludos y un cariñoso guau!

catire dijo...

http://www.sport.es/default.asp?idpublicacio_PK=44&idioma=CAS&idnoticia_PK=483091&idseccio_PK=803

El nuevo Gabriel Omar B.
Argentino, pero con pasaporte italiano.
500 goles en 5 años en el UD Vecindario de Canarias.
Ahora en el Barça.

Anónimo dijo...

Rollo acá la respuesta a tu duda: se fueron a comer a otro lado.

http://www.clarin.com/diario/2008/02/15/um/m-01608195.htm

Anónimo dijo...

¿Pero no salimos campeones sub-20 hace menos de un año?
¿Agüero y Moralez no fueron elegidos los dos mejores sub-20 del mundo? Y eso que dimos changüí porque a Messi lo mandamos con los mayores, si no copábamos el podio.

¿Relación entre futbolista de élite y panza llena?
Nombrame rápido, sin repetir y sin soplar, 10 escandinavos de toda la historia mejores que un...Ortega Sánchez (por nombrar un representante del promedio local)
¿Acaso Villa Fiorito de los '60 y '70 era Beverly Hills?

Anónimo dijo...

el anonimo de las 7.22 ... muy bueno, contundente lo suyo, la unica verdad es la realidad y las 2 que ud menciona... son irrefutables. es circunstancial lo que esta pasando , solo una seguidilla, ya veremos como termina en un par de meses la libertadores si la gana san martin , caracas ... river , san lorenzo o estudiantes, me parece que estos ultimos van a estar mas cerca

Musgrave dijo...

Rollo, hay una linea distinta de analisis que surge de tu anteúltima frase: "El nivel social de nuestros futbolistas ha subido mucho durante la última generación, pero de todas maneras algún efecto pudo haber habido".
Será que justamente la malaria fue tan fuerte que los pibes más pobres al tener graves problemas de alimentación ya eran descartados en las pruebas de los clubes por su estado físico ya irrecuperable?
Y entonces los de clases sociales más acomodadas quedaban seleccionados, no por su mejor habilidad sino por su mejor estado físico?

Alguna vez me contaron que en River es vox populi que los problemas con lesiones que tuvo el muñeco gallardo en su última etapa eran la consecuencia de sus problemas alimentarios de su niñez


Andrés el viejo, es cierto que la nostalgia futbolera es añeja, pero ahora en las competencias internacionales se nota que estamos barranca abajo.