miércoles, agosto 08, 2007

¿por qué empezó el crecimiento económico? por coger mucho

Increíblemente, el "most e-mailed article" del NYTimes de ayer era sobre historia económica. Más específicamente: sobre una respuesta posible a la que seguramente es la pregunta más importante de la historia económica mundial: ¿cómo es que el mundo, que había sido pobre desde los primeros homínidos hasta 1750, se hizo rico en doscientos y tantos años? ¿Por qué empezó la cosa en Europa? ¿Por qué en Inglaterra? ¿Cómo salió el mundo de la trampa malthusiana, en la que la población se ajustaba por las buenas o por las malas a la disponibilidad de alimentos?

La respuesta de Gregory Clark proviene de una especie de darwinismo cultural, si existe tal cosa. La progenie de los ricos sobrevivía más que la de los pobres; por lo tanto, la proporción de descendientes de ricos en la población total fue aumentando con el tiempo, un proceso que se hizo bastante rápido de la mano de las grandes catástrofes demográficas entre la Edad Media y la Revolución Industrial, que obviamente pegaban más abajo que arriba. Los valores culturales de los ricos (menos violencia, más trabajo, más ahorro (¿?)) fueron haciéndose más universales a medida que sus descendientes representaban una proporción mayor de la sociedad. Hacia fines del siglo XVIII, esos valores estaban suficientemente esparcidos en los genes de los choznos de William the Conqueror y sus amigos como para que Inglaterra arrancara su Revolución Industrial.

¿Por qué no fueron China o Japón, por ejemplo? Habrá que leer el libro, pero aparentemente los ricos de allí no se reproducían tanto.

Una muestra más de que el éxito académico depende más de ser provocativo y novedoso que de decir cosas sensatas.

13 comentarios:

Anónimo dijo...

http://www.iga.ucdavis.edu/gclark.html

Este muchacho Clark tiene una cara muy acorde con lo que escribe...

No puedo creer que sea un profesor universitario, no resiste el menor análisis, los colegas de las cátedras marxistas de la UBA se harían un festín...

Anónimo dijo...

Ahora estamos jodidos. En todos los países, existe una estrecha correlación entre número de hijos y ubicación de las famílias por decil. Mayor el decil menor la cantidad de hijos. Por esso la humanidad está como está (y cada vez va estar peor)

Ulschmidt dijo...

yo sigo sospechando que fue la máquina de vapor.

Ulrich dijo...

Genial el título soezmente calculado.

Yo ví la reseña en el blog de Mankiw y me reí un rato. Me parece de cuarta esto:

* que el tipo hable de middle class values. No hay sociólogo hoy día que te avale realidad alguna atrás de las etiquetas de "clase".

* el autor podría ser uno de esos abogados que nunca agarró un libro de otra disciplina: es como decir que el progreso lo trajo la supresión del mayorazgo, las leyes sucesorias y la Bill of Rights. Es ridículo. Con nuestro Código Civil, entonces, deberíamos habernos convertido en Francia y Alemania en tres décadas después del 1860.

* a las guerras eurpoeas iban todos, "clase medias" y "clase trabajadora". Y mirá que fueron masacres crecientemente hecatómbicas, desde las napoleónicas hasta la WWII.

* los progresos médicos (la higiene, la fisiología desde William Harvey, el descubrimiento de los gérmenes y de la penicilina) deberían haber tenido un efecto empobrecedor, entonces.

* y yo también sospecho que la máquina de vapor y, un poquito después, el motor de combustión interna, tienen un poquito que ver.

(a este sí que hay que mandarlo a lavar los platos)

Ulrich dijo...

Vuelvo porque leí el artículo y casi me atraganto. Que alguien de mi admirado Santa Fe Institute alabe esto sacude las bases de mi personalidad.

Pero peor es lo que dice de Londres: que era muy roñosa y llena de pestes (la pura verdad, pero igualmente aplicable a París o a toda otra gran ciudad sin sistema de cloacas), y que todos los pobres se iban ahí a morirse.

No tengo ni idea de los datos concretos, pero por sentido común sé que, durante el siglo XVIII, la población urbana era una FRACCION INSIGNIFICANTE respecto a la rural. Tomar entonces como muestra de TODA EUROPA a la gente gente que vivía en Londres es tomar el pelo sin la menor vergüenza.

Ana C. dijo...

A mí me gusta la teoría, pero a mí siempre me gustan esas teorías microeconómico-biológicas.

Y también, por supuesto, me gustan las explicaciones de clases. Al crecimiento y al desarrollo económico lo explican tantas cosas que ¿por qué no?

Anónimo dijo...

Rollo, acordate que el exito de este blog se debe sobre todo a que es provocativo y novedoso.... Seras el Gregorio Clark argentino?

Anónimo dijo...

La Revolucion Industrial se debio fundamentalmente al espiritu ecléctico de Flavio Pedemonti!!! No seas careta!!!!

Anónimo dijo...

Cuando uno es chico, el éxito académico puede ser un "Muy bien felicitado", ya en el secundario que lo nombren "abanderado" o "el mejor promedio" puede ser importante para la familia aunque no tanto para los compañeros que seguramente lo miraran como "traga", ya en la etapa universitaria puede ser una beca, y después, (al menos en la Argentina), que no lo nombren Ministro de Economía.

Galton dijo...

no suena TAN novedoso, más bien un reciclado de las teorías eugenésicas de fines del diecinueve: para ese entonces la interpretación tenía el signo opuesto: la crisis o el peligro de atraso se explicaba por la mayor tasa de reproducción de las clases empobrecidas y la menor tasa en las clases ricas y educadas. La solución: promover más esta última (eugenesia positiva) y restringir la primera (eugenesia negativa), llegando a propuestas de esterilización compulsiva para algunos "indeseables"

Anónimo dijo...

Bueno me parece que en el fondo siempre se trató de concentrar el capital incluso se lo justifica a través de distintas teorías como por ejemplo la de la selección del más apto, aunque prohibir el aborto y/o la pastilla del dia después también ayudan mantener una oferta de mano de obra barata.

Anónimo dijo...

Habría que prohibir el estudio de la economía, si de todas formas nadie cree en el índice de precios.

Anónimo dijo...

Bueno, MUCHO, MUCHO, MUCHO, pero, eso interpreto que no significa ponerla en cualquier lado y sino fijate el Diego, muchos lo van a recordar por el que hizo con la mano.